CE MULTIMEDIOS

San Vicente Misiones

Generales Recreación Salud Sociedad

Adultos Mayores: el sedentarismo y los consejos para evitarlo

Compartir

De cara a una realidad virtualizada y luego del periodo de pandemia, preocupa la quietud en la tercera edad. En un dialogo exclusivo con CE Multimedios, el medico clínico Nicolás Rojas (MP  05888), enumera los principales factores de riesgo y brinda consejos para evitarlo.

Luego de dos años de aislamiento en la sociedad, en mayor y menor medida según lo requirió, la vuelta a una “normalidad” de moderada a total fue un proceso que le costó a distintos sectores. Las escuelas, el trabajo, los servicios, y un sinfín de sectores, entre ellos, los adultos mayores.

Según un estudio realizado en conjunto por el Observatorio de la Deuda Social Argentina de la Universidad Católica Argentina (ODSA-UCA) y la Fundación Navarro Viola, “el 19% de los adultos mayores no realizan al menos una consulta médica al año, y siete de cada diez, no realizan una actividad física al menos una vez a la semana”.

“Lo de las consultas médicas, es un tema que, si bien lo veníamos viendo desde antes de la pandemia, luego de esto, se incrementó de manera muy preocupante” afirmó Rojas, medico clínico especialista en la atención integral a personas adultas mayores.

El medico resaltó que siempre es recomendable que “las personas adultas mayores de 60 años acudan a una visita médica al menos cada 12 meses”. No obstante, remarcó que “en estos últimos años, hemos visto un gran descenso en el número de consultas”.

Entre las estrategias que se están poniendo en práctica para incentivar el incremento en las consultas, Rojas comentó que “nos parece importante trabajar en conjunto los profesionales de otras especialidades, así lograr un incentivo de tener un control mayor en la salud de los pacientes, por ejemplo, si viene a visitar a un oftalmólogo por problemas en la visión, que el mismo profesional le recomiende y le haga la derivación directa a un cardiólogo para un control, o a un dermatólogo, o un clínico para hacer un laboratorio completo».

-Sedentarismo, un enemigo silencioso

Los profesionales de la salud coinciden que, luego de los 50 años de edad, las personas sedentarias tienen un riesgo mayor de desarrollar una fragilidad mayor en los años posteriores. “Por eso nos parece sumamente importante mantener una vida activa, no solo por el presente, sino de cara a los años siguientes” señaló Rojas.

Pese a ello, reconoció que, en los años de atender a sus pacientes, “en general, con el paso del tiempo cuesta generar la conducta de actividad física, que conste de horarios, rutina y esfuerzo, y eso también tiene que ver con lo digital, porque es mucho más placentero mirar una serie que hacer una rutina de ejercicios. Lo que siempre recomendamos, para incentivar esas ganas es hacerlo de manera escalonada, para generar una interacción que motive al adulto mayor a sumar actividades a su día a día”.

-Principales factores que influyen

Consultado sobre los puntos más frecuentes a la hora de obstaculizar una vida más activa y sana, el galeno mencionó que “muchas veces tiene que ver con la falta de motivación, o el miedo a lastimarse o lesionarse haciendo una actividad física”.

Por supuesto que también puede deberse a lesiones o enfermedades previas o crónicas que pudiera tener el paciente, “pero también es importante consultar sobre las posibles opciones disponibles, o adaptaciones de las actividades”.

“Otro punto muy importante es el tema anímico, la autoestima y el entorno del paciente, que puede influir de manera significativa en la salud del paciente” apuntó Rojas.

Al enumerar los puntos más preocupantes, el profesional de la salud detalló que “la pérdida de masa muscular, la resistencia, el debilitamiento de los huesos y la perdida de minerales de los mismos, la mala circulación de la sangre, o la inflamación de alguna parte del cuerpo, son los temas más frecuentes que vemos en el consultorio con este grupo de pacientes”.

No obstante, también mencionó que el metabolismo se ve afectado, representando un problema para la salud de la persona mayor el consumo de grasas y azucares. “El sistema inmunológico puede no funcionar de la manera correcta y, hay mayor posibilidad de desarrollar algún desequilibrio hormonal”.

-Actividad física, la clave para sentirse mejor

En todas las edades, la incorporación de una rutina de actividad física ayuda a sentirnos mejor. En pacientes de mayor edad, es fundamental tener la conducta y la predisposición para sumar el ejercicio al día a día.

“El ejercicio ayuda a sentirnos activos, y a los adultos mayores les ayuda el doble, ya que disminuye los riesgos de afecciones cardiacas, ACV (Accidente cerebro vascular), las muertes prematuras o súbitas” mencionó Rojas, y agregó que “también se minimiza de manera considerable el riesgo de padecer enfermedades como la diabetes y el cáncer de colon”.

Otros de los factores que la actividad física puede contribuir es a “prevenir la hipertensión arterial, la aparición de osteoporosis, incluso a disminuir considerablemente el riesgo de una rotura de cadera” remarcó el médico. Además, agregó que “es fundamental que el adulto mayor controle su peso, para proteger sus huesos, músculos y articulaciones, pero además para aumentar el bienestar psicológico, reducir el estrés, la ansiedad y la depresión”.

-Servicio gratuito

El Hospital Escuela de Agudos, Dr. Ramón Madariaga, atiende de lunes a viernes. Para solicitar un turno gratuito, se puede escribir al número de WhatsApp 3764394832, llamar al 0376 444-3700, a través de la aplicación para teléfonos móviles ALEGRAMED o acudir personalmente al Parque de la Salud, ubicado en Av. Marconi 3736 de la ciudad de Posadas.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *